sábado, 31 de marzo de 2012

He coleccionado un momento



Mayea marzo que va a terminarse. En las ramas de los árboles aún desnudos hay algún nido de cigüeña, aunque ya han florecido los almendros. Pronto lo harán los cerezos. Se echa de menos la lluvia de la que ya hemos olvidado su tacto.

Estaba buena la tarde, la respiraba, miraba el sol pintando los edificios, me compré una pera para merendar y saborear todo lo que mis ojos contemplaban. Daba mordiscos pequeños y masticaba despacio. Una vez, otra, hasta que de la pera no quedaba más que un esqueleto de un solo hueso de rara verticalidad, el residuo donde se alberga una pera futura que no me suele gustar comer, aunque quizá sea más fruto de la inercia, de haberlo hecho así desde niño que de repulsión, supongo que nunca he pasado el hambre suficiente para terminar esa parte de las peras. Fue más o  menos cuando mi paseo llegó a su fin. Sigo echando de menos ratos más largos para tantas cosas. Dejé el móvil en silencio perdido en no recuerdo qué bolsillo para que nada me hiciera dejar de deleitarme de esta tarde irrepetible de primavera sedienta pero hermosa. Me pregunto cuando lloverá, el cielo es tediosa y espectacularmente azul. Azul cielo de primavera. Estaba cansado es verdad, pero lo disfrutaba hasta la pulpa. Ha sido fácil coleccionar este momento, se me ha brindado sin pedir nada, albergarlo en la memoria junto a otros, disfrutarlo porque contemplar estos inabarcables momentos me mantiene más vivo.

No tengo ese poder, lo sé, pero me hubiera gustado que para siempre fuera esta tarde de primavera, sencilla, igual a otras, irrepetible, hecha a sí misma.


miércoles, 21 de marzo de 2012

En mis sueños y con las palabras...




He desafíado a las leyes de la ciencia.
                                                             .
                                                             .

                                                             Y lo seguiré haciendo.
                                                     
                                                                    e
                                                                 r      y
                                                              b          mi
                                                            m                 récord
Sólo con mis palabras                     u                       Guin
Sólo en mis sueños... He aquí mi  c                                 es
                                                                                             s

martes, 6 de marzo de 2012

Las cosas que voy olvidando



 
Es cierto que he 
                            b 
                            a
                             j
                            a
                            d
                            o 

                             hasta
 
                                       los 
                                       pozos 
                                            
                                       de tus ojos 
                                       a bebérmelos de trago.


Es cierto:
 
                 Pero 
                         me
                                has
                                       hecho...
                         
                         
                                                      olvidarlo.